/* ]]> */
Abr 132016
 

Decisiones efectivas en la empresa, ¿a prueba de todo?

Felipe Jánica es profesor visitante de EADA en el área de Estrategia, Liderazgo y Personas, además de socio en Colombia de la auditoría EY.

Felipe Jánica es profesor visitante de EADA en el área de Estrategia, Liderazgo y Personas, además de socio  en Colombia de la reconocida auditoría a nivel mundial EY.

Uno de los retos más importantes a los que se enfrentan actualmente los directivos es el miedo a tomar las decisiones más acertadas y efectivas sin generar críticas entre los miembros de la compañía. En el caso de los emprendedores, esas críticas no provienen de sus colegas sino de sus familiares.

Para contrarrestar esos juicios que conducen a los miedos de los directivos y/o emprendedores se pueden tomar dos caminos. El primero consiste en ser irreverente, es decir, hacer caso omiso a las críticas y seguir adelante con las decisiones. El segundo es ser perceptivo a las críticas y profundizar en su fundamento, lo que conllevaría un análisis cuantitativo . Y es que un buen directivo y/o emprendedor debe analizar muy detalladamente cada decisión a partir de datos medibles. Sin duda, los análisis numéricos les pueden ayudar para probar estas decisiones y anticipar sus resultados.

Decisiones fundamentadas en números

La primera recomendación es conocer bien cuáles son las expectativas de las decisiones a tomar. A continuación, conviene escoger el método cuantitativo más adecuado.

Pero, ¿por dónde empezar? Cuando se pone en marcha un proyecto empresarial lo primero que hay que hacer es conocer el estado actual de la economía del país donde se emprende o se ejecuta el modelo de negocio de la empresa. Así pues, si se quiere hacer un análisis macroeconómico por ejemplo, se necesita un estudio previo a los datos que facilita el banco nacional –lo que aquí sería el Banco de España– así como a los informes económicos que hace públicos el Estado. Con ello se podrán predecir mejor las decisiones en materia de crecimiento del negocio –tanto en una empresa nueva como en otra en expansión– en el mercado en que se desarrolle el proyecto empresarial. Aparte, los presupuestos o pronósticos del negocio se podrán ajustar a una realidad mucho más certera.

Felipe recomienda en este post varios pasos para acertar en las decisiones estratégicas de la empresa.

Felipe recomienda en este post varios pasos para acertar en las decisiones estratégicas de la empresa.

Otra recomendación importante a tener en cuenta antes de empezar a “echar números” es conocer lo básico de la estructura tributaria y contable aplicable al negocio emprendido. Para ello es necesario recopilar información necesaria e, incluso, solicitar una asesoría especializada para conocer de primera mano las implicaciones fiscales contables y de cumplimiento con entidades de vigilancia y control. De esta manera, se podrán evitar dolores de cabeza futuros o la endémica reflexión de “eso a mí no me lo dijeron”.

Métodos cuantitativos en la empresa

Si se quiere preparar un buen análisis para adoptar decisiones efectivas, sobre todo en materia de pronósticos, es necesario tener en cuenta los siguientes puntos:

  • Determinar el uso de la técnica de pronóstico, así como cuál es el principal objetivo
  • Seleccionar los ítems o cantidades objeto de pronóstico
  • Fijar un horizonte de tiempo
  • Seleccionar el modelo o modelos de pronóstico
  • Recolectar los datos necesarios
  • Validar el modelo de pronóstico
  • Ejecutar el pronóstico
  • Implementar los resultados

En la selección del modelo a utilizar, el juicio profesional y sobre todo el de una persona experta en la materia jugará un papel preponderante en el proceso. Si se trata de un análisis predictivo de ventas, por ejemplo, podrían utilizarse métodos de series de tiempo, los cuales implican la predicción de valores futuros basados en un comportamiento histórico.

Por el contrario, en el caso de un análisis del comportamiento de la inflación, como base para el aumento de precios de ventas o de costes, se podría recurrir a los informes de política monetaria del banco nacional que junto con un modelo de serie de tiempos se podría contrastar. Además, en base a los resultados se podrá confirmar, razonablemente, el pronóstico de las variables exógenas (no controladas por el negocio) que se analizan en el presupuesto anual de crecimiento del negocio analizado.

Conclusiones

En empresas consolidadas y negocios de nueva creación existen muchas incertidumbres respecto a las decisiones estratégicas más acertadas. Para confrontar los miedos derivados es necesario que tanto directivos como emprendedores tengan presente que cuanto más analizada –cualitativa y cuantitativamente– está la estrategia y la ejecución de estas decisiones mejores serán los resultados.

Cuanto más y mejor se involucren a los equipos de trabajo y se les expliquen los objetivos que hay detrás de cada una de las decisiones tomadas, con menores dolores de cabeza se lidiarán cuando se presenten los resultados y de paso se combatirán las críticas a los administradores.

Post escrito por Felipe Jánica, profesor visitante de EADA en el área de Estrategia, Liderazgo y Personas y socio  de la auditoría EY en Colombia.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: