Jul 032014
 

Jesús Álvarez Valdés
Profesor Adjunto del Departamento de Política de Empresa de EADA y miembro del Global Innovation Management Centre de EADA (GIMCE)

El profesor de EADA  Jesús Álvarez

El profesor de EADA Jesús Álvarez

La gran parte de los directivos reconocen la importancia de innovar en la empresa, pero no siempre implementan una estrategia clara para convertir la innovación en una estrategia competitiva distintiva.

Para avanzar en la implantación de una estrategia deliberada de innovación en la empresa como estrategia competitiva es necesario diagnosticar el estadio de desarrollo de la innovación en la misma. Para ello es posible aplicar dos herramientas que se explican a continuación.

La primera consiste en determinar el grado o la capacidad de innovación actual en la empresa. En las empresas es posible identificar ocho niveles en la capacidad innovadora según el modelo de medición CCi propuesto por Ibermática. Las  etapas se pueden resumir según se muestra en el gráfico:

Nivel 0: Capacidad Inexistente, caracterizada por poca observación del entorno y cambio reactivo y tardío.

Nivel 1: Casual, cuando en la empresa la innovación es el resultado de decisiones voluntariosas no siempre alineadas con los objetivos de la empresa.

Nivel 2: Ocasional, se presentan proyectos generales sin una adecuada difusión del conocimiento.

Nivel 3: Buscada, cuando en la empresa hay interés, pero se carece de recursos y coordinación de esfuerzo.

Nivel 4: Emergente, caracterizada por la creación de oportunidades con proyectos de innovación organizados.

Nivel 5: Gestionada, cuando es posible encontrar una cartera de proyectos con formación y motivación incorporados.

Nivel 6: Optimizada, buena resolución de problemas con indicadores exitosos.

Nivel 7: Excelente, cuando se obtiene alta calidad en los resultados que se constituyen en referencia.

Convertir la innovación en una estrategia competitiva en la empresa requiere identificar todas las oportunidades de nuevas ideas.

La matriz Incertidumbre-Complejidad de los problemas a resolver es otra buena herramienta.

En este matriz, creado por J. Tidds, la zona 1 es básicamente el dominio de la innovación incremental. Representa una innovación con bajos niveles de riesgo e incertidumbre, que en ningún caso ha de ser menospreciada. Su principal objetivo es fortalecer y mantener la posición de una empresa en los mercados actuales, y con una oferta similar. Puede corresponder con los niveles 1 (Casual) y 2 (Ocasionada) de capacidad innovadora.

Ya la zona 2 implica explorar en las fronteras de lo que es conocido por la empresa. Para ello deberán aplicarse técnicas que permitan profundizar en el marco cognitivo actual. Las innovaciones que pueden surgir presentan niveles de riesgo elevados, pero las decisiones son tomadas dentro de la lógica actual. Si bien pueden aparecer cambios en algún elemento específico, la arquitectura global sigue siendo la misma. Puede corresponder con los niveles 3 (Buscada) y 4 (Emergente) de capacidad innovadora.

En la zona 3 se pueden asociar a nuevos espacios de búsqueda. Para identificar oportunidades en estas áreas, la empresa deberá ampliar su marco cognitivo. Los resultados suelen ser recombinaciones de diferentes elementos, o adaptaciones de elementos presentes en otro sector. Típico de los estadios de desarrollo en los niveles 4 (Emergente) y 5 (Gestionada).

Por último en la zona 4 es donde aparecen algunas de las innovaciones que suelen llamar más la atención. Las oportunidades identificadas en esta zona, suelen darse al combinar innovaciones radicales correspondientes a diferentes disciplinas. Es en este cuadrante donde se dan las condiciones para consolidar la innovación como estrategia competitiva en la empresa, alcanzado los niveles 6 (Optimizada) y 7 (Excelente) del nivel de implantación de estrategias de innovación en la empresa.

Una vez hecho este diagnóstico la empresa estará en condiciones de iniciar el proceso de formulación de su estrategia de aplicación de la innovación para generar ventajas competitivas sostenibles.

  One Response to “¿Cómo convertir la innovación en una estrategia competitiva potente?

  1. Totalmente de acuerdo, la innovación es una de las claves del éxito y del avance competitivo, pero para ello debe existir un afán por estar al día y una planificación excelentes! Desde La Promenade al menos así lo intentamos día a día, para ir creciendo. Me ha gustado mucho tu artículo, enhorabuena!!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: