Feb 272014
 

Salir al exterior en busca de oportunidades laborales es una opción cada vez más valorada por los jóvenes españoles. Las principales razones de peso son encontrar un trabajo estable, mejorar el CV, perfeccionar los idiomas, formar parte de las áreas técnicas y de management de grandes multinacionales o involucrarse en los procesos de expansión de compañías que están creciendo.

Pero antes de lanzarse a la aventura internacional hay que planificar previamente los pasos a dar para conseguir el trabajo deseado y mejorar las competencias profesionales. De todo ello habló Miquel Roselló, asesor del departamento de Carreras Profesionales de EADA, en la conferencia Cómo hacer carrera en el exterior, donde Giulio Toscani, director de los MBA internacionales y MBA Part Pime de EADA, explicó las características y los perfiles profesionales de estos programas.

PASOS PREVIOS

En primer lugar, Roselló recomendó estudiar bien el mercado laboral del país al que viajaremos. Por este motivo, aconsejó “analizar informes sectoriales y estudios de consumidores, informarse sobre los modelos de CV que se demandan en el extranjero, tener en cuenta los requisitos y permisos exigidos para residir en ese país –sobre todo la homologación de estudios– y buscar en portales de empleo internacionales –como enviroo.com, spaniards.es o mundospanish.com– los perfiles profesionales que más se demandan y las ofertas de trabajo que se ajustan a nuestro perfil”.

Antes de salir al exterior hay que estudiar las características del mercado laboral del país de interés, analizando los perfiles que demandan, preparar la entrevista de trabajo y reforzar las competencias digitales, cada vez más valoradas en cualquier puesto de trabajo

Otro aspecto que según Miquel Roselló hay que preparar bien antes de salir al extranjero es la entrevista de trabajo que se haga en aquel país. El asesor de EADA habló de entrevistas competenciales, que son las que se realizan en los procesos de selección internacionales. En su opinión, “hay que crear una estrategia que nos permita singularizarnos, ponernos en valor, que nos haga únicos y competitivos”. En este sentido, añadió, “es fundamental flexibilizar nuestro perfil, demostrando que somos capaces de liderar los cambios organizativos que exige la coyuntura económica actual así como de implantar estrategias con presupuestos ajustados”.

Por último, Roselló incidió en las competencias digitales que exige el mercado laboral, “pues cualquier perfil debe entender los retos de la era 2.0”.

Deja un comentario